Viernes, 14 de junio de 2024
Buscar
Viernes, 14 de junio de 2024
Buscar

Cristina Ayala: parches y recortes

Cristina Ayala: parches y recortes

Cristina Ayala, la nueva alcaldesa de Burgos, ha hecho pública su determinación de aplicar las típicas políticas de “parches y recortes» a la ciudad. Hoy ha anunciado la paralización del esperado proyecto Burgos Río, tildándolo de «faraónico». En lugar de una actuación integral, la alcaldesa apuesta por pequeñas intervenciones que apenas hacen mella en el entorno general.

El proyecto Burgos Río fue diseñado por el anterior equipo de gobierno. Su envergadura, con un presupuesto que ascendía a 14 millones de euros, tenía como objetivo una transformación profunda y duradera. Pero Ayala lo descarta, apoyándose en una premisa cuestionable: que no es necesario para los burgaleses.

Sin embargo, hay que preguntarse si la estrategia de “parches y recortes» realmente satisfará las necesidades a largo plazo. Una mirada a los detalles de la primera fase de Burgos Río revela que el proyecto contaba con financiación europea de 300,000 euros, destinados a seleccionar y premiar propuestas innovadoras. Ayala reconoce que detener la primera fase supondría desperdiciar esos fondos.

Juan Manuel Manso, concejal de urbanismo, intenta suavizar el golpe al afirmar que el contrato permitiría la paralización. Sin embargo, la postura de Ayala genera inseguridad entre las empresas interesadas. Con cada cambio de gobierno, los proyectos podrían detenerse o cancelarse, lo que afectaría negativamente la inversión y la innovación.

Ayala ha enumerado algunas intervenciones menores, como mejorar la iluminación y los muros de contención en las orillas del río Arlanzón. Aunque necesarias, estas acciones no compensan el alcance de una intervención integral como Burgos Río. Las escaleras frente al Museo de la Evolución Humana y las aceras de la Avenida Arlanzón también serán objeto de mejoras menores, que si bien son bienvenidas, carecen de la visión a futuro que el proyecto original ofrecía.

Es importante recordar que el liderazgo efectivo no solo se trata de recortar costes. A veces, las inversiones ambiciosas son necesarias para el progreso sostenido y la mejora de la calidad de vida. Cristina Ayala ha tomado su decisión, pero solo el tiempo dirá si los “parches y recortes” eran lo que Burgos verdaderamente necesitaba.

 

Más en Nexo Noticias.

Te recomendamos